El edificio

Bisos (sueños) se encuentra justo en la plaza principal de Paulilatino, Su Panguglieri, en un edificio de inicios del siglo XIX que pertenece desde hace 150 años a la familia Urgu, familia de comerciantes originaria de Bosa.

En el centro de Paulilatino, donde se juntan, entre las colinas del Montiferru, el Norte y el Sur de la Isla, hay un lugar lleno de historias contadas alrededor de una chimenea, lleno de olor a tarta, de voces de niños que juegan, un sitio lleno de regalos de quien por allí pasó y quiso dejar su recuerdo,  un lugar alegrado por las campanillas de los caballos en los días de fiesta.

Un sitio a la sombra del tilo grande.

Este sitio es Bisos.

En el centro neurálgico del pueblo, la plaza Su Panguglieri, donde hace dos siglos fue construido piedra a piedra, se encuentra el antiguo hogar de la familia Urgu. Hoy vuelve a nacer para contar nuevas historias, nuevos olores, nuevas voces y nuevos recuerdos, gracias al dueño, Francesco, bioarquitecto.

De este edificio conoce cada rincón y en él vuelve a ver la historia de su familia. Por eso decidió reformarlo según las técnicas de construcción ecológica, y crear así una estructura hotelera única: saludable y sostenible, rica en historias que os harán conocer la vida local, la más castiza, hasta llegar a ser un pueblerino , un local, unu de bidda.

Las seis habitaciones, todas ellas con vistas a las calles del centro, tienen carácter proprio  y reflejan las diferentes almas de la vivienda, su historia: las bóvedas vaídas y decoradas con frescos, los suelos tan elegantes, el olor a madera, los colores de las lanas y tejidos naturales utilizados en las decoraciones, … El cuidado de los detalles os garantizará una estancia original y agradable.